Club de Planeadores Cañuelas

Un poco de historia ...



Los comienzos

Después de innumerables intentos fracasando y luego de años de investigaciones por los primeros precursores de la aviación como John J. Montgomery, Otto Lilienthal, Percy Pilcher y Octave Chanute llega en 1890 la creación del Montgomery primer avión propiamente dicho por Clément Ader (1841-1926) llamado Eolé, que voló a una altura de 20 cm y recorrió una distancia de 50 metros.

Montgomery Lilienthal

Situémonos luego en 1891. Un ingeniero industrial y aeronáutico alemán llamado Otto Lilienthal intuye la posibilidad del vuelo planeado y empieza a trabajar en la investigación de perfiles aerodinámicos. Sus primeros descubrimientos le llevaron a la conclusión de que un perfil curvo sustentaba más que uno plano. Con estos primeros pasos descubre las leyes de la naturaleza que rigen el vuelo.

Al cabo de diez años de arduos estudios y sacrificios realiza sus primeros vuelos. Su gran lema, el que le ayudaba a proseguir animosamente sus ensayos, era éste: Una idea carece de valor; hacer un avión tiene alguno; un vuelo vale por todo. ¡Y voló!

Montgomery Lilienthal

Pasaron los años y sus saltos eran cada vez más largos, hasta el punto de que tuvo que construir él mismo una colina para lanzarse desde ella.
Otto se fijó en la evolución del viento ascendente en una colina: al llegar éste a la falda de la ladera no tiene más remedio que subir.
Ello sentó sin duda las bases del moderno Vuelo en Dinámica, practicado desde unos años después y hasta la actualidad en diversos lugares del mundo y Argentina.

Montgomery Lilienthal

Experimentó, a menudo acompañado por su novia y por su hermano Gustav, con planeadores que evolucionaban de acuerdo a los movimientos del cuerpo del piloto y que hacía volar lanzándose desde una colina campestre que él construyó cerca de Berlín y también desde las colinas naturales, especialmente en la región de «Rhinower Berge» (colinas de Rhinow).
Sus primeros diseños fueron planeadores monoplanos, diseñando y construyendo más tarde naves con otras configuraciones, como biplanos, naves con alas en tándem, con alas batientes y con alas plegables.


Flight Test

Lilienthal hizo investigaciones básicas en la descripción exacta del vuelo de pájaros, especialmente de cigüeñas, y usó diagramas polares para describir la aerodinámica de sus alas. Ayudó a probar que el vuelo más pesado que el aire era práctico sin las alas de aleteo, poniendo la base para que los hermanos Wright construyesen con éxito algunos años después el primer avión accionado.
Fruto de sus estudios y sus más de dos mil vuelos, realizó varias publicaciones, siendo la más conocida una obra denominada El vuelo de los pájaros como base de la aviación, publicada en 1889 y traducida al inglés en 1911.

Además de dedicar su vida a la investigación sobre el vuelo, Lilienthal fue también inventor, ideando un motor pequeño que funcionó en un sistema de calderas tubulares. Su motor era más seguro que otros motores de la época. Este invento le dio la libertad económica para dejar su trabajo y centrarse en la aviación. Su hermano Gustav vivía en Australia en ese momento, y Otto no participó en ningún experimento de aviación hasta la vuelta de su hermano en 1886.

Fundó una compañía de calderas y máquinas de vapor y obtuvo veinticinco patentes, una de ellas para una máquina usada en la minería y cuatro relacionadas con la aeronáutica.

La contribución más grande de Lilienthal fue el desarrollo del vuelo más pesado que el aire. Trabajando conjuntamente con su hermano Gustav, realizó más de 2000 vuelos en planeadores de su diseño, comenzando en 1891 con su primera versión del planeador, el Derwitzer, hasta su muerte en un accidente de aviación en 1896.

Lilienthal sufrió un gran número de colisiones en sus experimentos, por más que su planeador sólo podía alcanzar velocidades y altitudes bajas.

El 9 de agosto de 1896, sufrió un grave accidente, precipitándose desde 17 metros de altura, rompiéndose la columna vertebral. Falleció al día siguiente en una clínica de Berlín, siendo sus últimas palabras "Opfer müssen gebracht werden!" ("¡Es necesario que haya sacrificios!").


Los seguidores en América

Cabe destacar a los hermanos Wilbur y Orville Wright. En 1900 construyeron un planeador biplano de alas rectangulares iguales, destinado a estudiar el equilibrio en vuelo.

En 1901 ensayaron un segundo planeador al cual incorporaron las novedades de los estabilizadores y del tren de aterrizaje, e idearon el principio del alabeo del ala que dio lugar a la creación de los alerones. Todos estos perfeccionamientos, unidos al del timón de dirección dispuesto en la cola del planeador, les permitieron estudiar la técnica del viraje, llegando a la conclusión de que era necesario inclinar el aparato para que no derrapase.

En 1903 construyeron un motor de explosión de cuatro cilindros con una potencia de 16 CV y que sólo pesaba 109 Kg, motor que, acoplado a su planeador, les permitió realizar los primeros vuelos con un avión propiamente dicho. Perfeccionando este motor, en 1905 lograron recorrer 17.900 m. y posteriormente efectuar un vuelo de 39 km con regreso al punto de partida. En 1908, Wilbur se trasladó en una gira de demostración por diversos países de Europa.


Historia

Toda esta serie de vuelos y ensayos tienen como fin el vuelo con motor, de donde deriva el vuelo sin motor con personalidad propia.


Nuestro deporte

El vuelo sin motor como deporte empezó en los terrenos de la Wasserskuppe, siendo promocionado por los estudiantes de Darmstadt en los veranos de los años 1912-1914. Las marcas conseguidas por este grupo llegaron a ser de 1,52 minutos de duración y 830 m. de longitud.

Cabe también señalar los vuelos realizados con el planeador de Montgomery por el joven piloto Moloney. Elevándose con un globo de aire caliente hasta cierta altura, se soltaba y realizaba un vuelo planeado. De esta suerte realizó innumerables planeos con gran concurrencia de espectadores. Sin embargo, debido a la rotura de una de las débiles alas de su aparato, cayó mortalmente en junio de 1905. Desgraciadamente, la guerra mundial puso fin a esos trabajos y dejó cortados, de modo inesperado, los anhelos de muchos jóvenes entusiastas de la aviación.


El nacimiento del deporte en la Argentina

En los comienzos del siglo, respecto a las primeras manifestaciones aéreas podemos citar a uno de sus pioneros, que fue el catamarqueño Don Pablo Suarez, de quien se dice que tenía comunicaciones epistolares con Otto Lilienthal, pero en relación con sus actividades aéreas se han creado algunas dudas.
Estas experiencias tuvieron lugar en Tandil, el 25 de mayo de 1904, realizando el lanzamiento de una máquina de su invención desde el cerro Garibaldi, situado cerca de la ciudad.

Bosquejo

El aparato consistía en una especie de ala recubierta con lona, curvada hacia abajo en los extremos, montada sobre una bicicleta.
Mantenía la horizontalidad por medio de cuerdas que se amarraban al cuadre de la bicicleta y que le permitían controlar su posición a voluntad. Con ese aparato y ante numeroso público, descendió del cerro Garibaldi, se levantó unos metros y se desplazó por el aire hasta tocar tierra nuevamente.
Podemos considerar a esta inciativa como el primero de los propósitos volovelísticos llevados a cabo en nuestro país, en el cual participaron Pablo Suarez junto a Guido Dinelli; pero con respecto a este hecho existen como dijimos algunas dudas, puesto que no se sabe a ciencia cierta cual de estos dos pioneros realizó este vuelo. Este es el dibujo que se corresponde con el primer Planeador Argentino


Nacimiento del Club de Planeadores Cañuelas

Una historia que comenzó con unas chapas, un campo prestado y mucha pasión....


Carnaval
Bosquejo
BtnDn